2020-08-13

Written by Manuel

13/08/2020

En cualquier momento, cuando su mente o sus sentidos intenten disuadirle y distraerle del camino de Dios, dígales alto y claro como el rugido de un león, ¡Oh mente! ¡Oh sentidos! No interferaís conmigo, porque soy el mismísimo hijo de la inmortalidad, soy verdaderamente Dios y, por lo tanto, no sucumbiré a sus mezquindades.

Sri Madhusudan Sai

You May Also Like…

2020-10-23

Es solo por la gracia de Dios que podemos recordar nuestra Verdad sin dejar de desempeñar nuestro papel en este...

2020-10-22

El amor desinteresado es una fuerza muy poderosa que puede ayudarte a lograr cualquier cosa. El amor desinteresado...

2020-10-21

Dios es Omnipresente; Él impregna el interior y el exterior de todo. No se puede decir 'Esto es Dios y eso no es...

0 comentarios