¿No sabéis que sois templo de Dios y
que el Espíritu de Dios habita en vosotros?

1 Corintios, 3:16